Cinco razones para comprar un kayak
  • 10 junio, 2015

Comprar un kayak no es una manera de rellenar nuestro trastero, sino que, realmente, nos puede servir para disfrutar a tope del verano, realizar actividades deportivas, empezar a familiarizarnos con la pesca, etc.

Una de las principales razones para comprar un kayak es la posibilidad de disfrutar tanto en agua salada como dulce. ¿Tienes un lago cerca de tu lugar de residencia? Debes comprar un kayak. ¿Eres de los que disfruta al máximo cuando está en la playa? Debes comprar un kayak. En primer lugar, ten en cuenta que vas a disfrutar de estos lugares de una forma completamente diferente. Los precios de este tipo de ‘embarcaciones’ han caído, de manera que nos podemos quedar con nuestros amigos, cuando aparezcamos con un kayak en nuestro lugar de vacaciones. Todos van a querer que se lo prestes.

El que lo cedas o no es una decisión que quedará en tus manos. Lo que sí podemos hacer desde aquí es recomendarte qué tipos de kayak son los más recomendables, en función de las actividades que más te guste realizar. Te aportamos, por tanto, cinco razones por las que debes comprar un kayak:

–          Fácil de utilizar. Para comenzar con un kayak no necesitarás leer un manual de instrucciones. Siéntate cómodamente en el interior. Coge tu pala y, adelante. Empezar con un kayak no es complicado. Otra cuestión es que tengas la intención de convertirte en profesional e ir a los Juegos Olímpicos. Pero si tu intención es divertirte con un kayak no tendrás que entrenar, ni prepararte, especialmente.

–          Fácil de transportar. Sólo necesitar una vaca de coche para poder llevar tu kayak donde quieras.

–          Deporte. Palear es una actividad deportiva muy sana, que desarrollará especialmente el tren superior. Más concretamente, hombros y bíceps. Con un kayak para hacer deporte, puedes amoldar el esfuerzo a tu nivel, eligiendo la velocidad de paleo.

–          Pescar. Si eres amante de la pesca, comprar un kayak te va a llevar a otra dimensión. Existen modelos de kayak para pesca, que cuentan con unos asientos adaptados para aportar comodidad aunque el pescador se tire horas en busca de la pieza perfecta.

–          Descubrir rincones y experiencias diferentes. Cuando estés más acostumbrado al uso de un kayak, podrás acercarte, en días de agua en calma, a ciertas rocas o cuevas que te harán disfrutar del mar de una manera completamente diferente.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *